La celulitis es una entidad de causa multifactorial que puede estar favorecida que se sepa hasta el momento, por factores genéticos, factores hormonales, alteraciones de la microcirculación, sedentarismo, hábitos alimentarios erróneos, etc.
Desde este punto de vista, por lo tanto, es tremendamente difícil tratar su causa y por lo tanto, casi todos los esfuerzos terapéuticos se dirigen hacia su evolución.
No existe un fármaco capaz de aliviar todos sus síntomas, sin embargo, encontramos en la fitoterapia importantes principios activos que combinados se convierten en aliados importantes en la lucha contra esta enfermedad. Estos principios activos forman parte de preparados farmacéuticos para uso por vía general (comprimidos, jarabes,infusiones, etc.), vía tópica (geles y cremas) e incluso algunos preparados intradérmicos (mesoterapia).
He aquí algunos de ellos:
Rusco. Por su acción vasoconstrictora y antiinflamatoria, fortalece la pared de los capilares y disminuye la salida de líquidos hacia los tejidos.
Cola de caballo: Muy rica en sales minerales (silicio, potasio, etc.).Presenta propiedades diuréticas y depurativas, que favorecen la eliminación de líquidos.

Su riqueza en silicio, estimula la regeneración de las fibras de colágeno en la piel.
Vid roja: Sus taninos y derivados polifenólicos, le confieren una acción astringente y antioxidante. Muy útil cuando el problema se acompaña (muy frecuentemente) de trastornos venosos.
Castaño de indias: La presencia de taninos, cumarinas y saponinas, le confieren una acción venotónica, antiinflamatoria y antiedematosa.
Abedul: sus flavonoides le dan un efecto principalmente diurético, favoreciendo la eliminación de toxinas

Déjanos un comentario