En los últimos años se ha retomado el injerto de grasa propia para  tratamientos de aumento de volumen corporal. Las mejoras de la técnica han incrementado sus resultados.
Sin embargo, como todo en medicina, hay que asociarle a una buena y personalizada indicación, ya que no siempre y aunque se quiera, es posible o conveniente realizarlo, y en ocasiones hay que recurrir a las prótesis

Ventajas:

– Se realizan realmente dos cirugías en una sola (Liposucción + aumento de glúteos).
– El resultado es muy natural
– Es una cirugía que le permite moldear su cuerpo
– Las cicatrices sonmínimas (las de la liposucción únicamente)
– No restringe al paciente a dormir boca abajo en el postoperatorio, como sí está indicado en el aumento mediante prótesis
– El dolor no es intenso.
– El postoperatorio es mucho más rápido que en el implante de prótesis

Desventajas:

– Hay que tener suficiente cantidad de grasa en la zona donante (cartucheras, abdomen, etc) para ser removida y posteriormente injertada
– Puede existir cierta reabsorción de la grasa de un 5% a 30% que hace que el resultado inmediato no sea el esperado e incluso sea asimétrico. Esto deberá ser corregido en un segundo tiempo quirúrgico.
– Glúteos endurecidos al inicio debido a la inflamación y la fibrosis, luego el resultado se siente y se ve natural.
– La grasa obtenida por Lipolaser, Laserlipolisis o Smartlipo no sirve para injerto, que el efecto calórico del laser destruye la grasa haciéndola liquida y por lo tanto no útil.

¿Cuándo no es posible hacer el injerto de grasa en glúteos?

-Pacientes con escasa cantidad de grasa donante
– En pacientes que ya se han realizado liposucción previa, la grasa obtenida puede que ya se encuentra alterada y es muy difícil que el injerto se integre.
– Pacientes con implantes de glúteo no se recomienda el uso de lipoinjerto ya que se pueda dañar el implante o bien la grasa se ubicaría en un espacio muy superficial donde el resultado no sería óptimo.

El procedimiento

Después de la Liposucción la grasa obtenida es preparada minuciosamente en un proceso de lavado en la cual se eliminan o descartan líquidos, como aceite y sangre, quedando únicamente el contenido de tejido graso que se va a injertar.

Hay que considerar, que un pequeño y variable porcentaje de las células de este tejido, no van a sobrevivir al trasplante, por lo que no todo el volumen injertado será definitivo.

Una vez realizado el injerto, la paciente será vendada con la misma prenda de compresión que se utilizaría para la liposucción, teniendo como único cuidado el no masajear ni presionar en exceso la zona.

El resultado inicial, puede no ser simétrico, ya que el porcentaje de tejido que no ha sobrevivido, puede ser diferente en cada lado, necesitándose entonces un segundo tiempo varios meses después.

En caso la paciente sea muy delgada con poca cantidad de grasa y desee aumentar el volumen de sus glúteos la opción son los Implantes de Glúteo.

77 comentarios

Déjanos un comentario