Actualmente la obesidad tiene un tremendo impacto en la salud pública y se calcula que en la actualidad es responsable de hasta tres millones de muertes al año. Entre los países con tasas más altas de obesidad -superiores al 30%- se encuentra Estados Unidos y en España se observa un aumento gradual y constante que llega ya al 27%.

Una investigación desarrollada por un equipo de investigadores de la Universidad de Granada (UGR), el Hospital La Paz-Carlos III de Madrid y el Centro Científico de Salud de la Universidad de Texas (Estados Unidos), ha descubierto un nuevo mecanismo molecular de los efectos antiobesidad que tiene la administración continuada de melatonina.

Esta hormona producida principalmente por la glándula pineal, es segregada en forma natural por el propio organismo durante la oscuridad de la noche.

Para realizar esta investigación,se administró de forma recurrente-crónica melatonina a un grupo de ratas obesas. En los animales que fueron tratados con esta sustancia no sólo no aumentaba la masa tejido adiposo marrón, sino que de forma paralela, también disminuyó la masa del tejido adiposo blanco peligrosa, la central o la visceral además se observó que se mejoraba la actividad termogénica del cuerpo.

Los La investigación ha demostrado que la melatonina está estrechamente ligada con la pérdida de ganancia de peso corporal, ya que, a nivel del tejido, aumenta la cantidad de la grasa marrón y, a nivel de los órganos, aumenta la masa y funcionalidad mitocondrial entre otros.

Los científicos han demostrado así que la melatonina tiene la función de regular la obesidad en animales, pero “sin afectar la ingesta de alimentos y tampoco afecta la actividad física”.

De ahí que podría ser considerada una herramienta más para luchar contra la obesidad, manteniendo los principios de reducir el consumo de energía mediante la dieta y forzar el gasto de energía, principalmente realizando más actividad física, especialmente en temperatura ambiente fría para aumentar el gasto calórico.

Tomado de : noticias médicas, Univadis.es

Déjanos un comentario